Frontera
por Ana L. Gomez

San Diego, CA —

El próximo presupuesto estatal que será anunciado por el gobernador de California, Jerry Brown, es el primero en muchos años en no contar con un gran déficit, por lo que se observará de cerca, para ver los apoyos a las comunidades de bajos recursos.

De acuerdo a expertos en política del Instituto de Greenlining, los defensores de las comunidades de bajos recursos son los que verán de cerca el próximo presupuesto. “Hemos visto años de recortes devastadores que han lastimado a los californianos, pero que lastimó más a los de color, que es la población más vulnerable a lo largo del estado”, dijo el director ejecutivo del Instituto de Greenlining, Orson Aguilar.

El líder de la organización recalcó que este año se debe de empezar la reparación de los daños.

“Los votantes de color jugaron un papel crucial en la elección del gobernador Brown, y en muchos otros funcionario estatales, y han cargado con la peor parte de los recortes de los años pasados”, agregó Aguilar.

En California se busca regresar el liderazgo, apuntó el directivo del instituto de investigación y apoyo multiétnico, para contar con mayor igualdad, y sentido común.

Los expertos del Instituto Greenlining se enfocarán en tres puntos del presupuesto, incluyendo en los fondos del sistema de fijación de límites máximos e intercambio sobre la reducción de los gases de emisión, indica un boletín de prensa.

En el presupuesto del año pasado, el gobierno estatal tomó 500 millones de dólares del fondo para Reducción de Emisiones de Gases Contaminantes, para pasarlo a los fondos generales.

“Grupos de la comunidad han identificado una gran gama para proyectos que pueden limpiar el aire, y crear empleos buenos para comunidades que batallan”, agregó Aguilar.

Los otros dos enfoques son en la salud, y en la seguridad para las personas sin empleo.

El presupuesto estatal 2014-2015 se espera se anuncie este enero.